Una Grande Famiglia

mariano-rajoy.jpg?fit=640%2C346

El “fiestorro” que monta el PP a eso que ellos les llama Congreso es un derroche económico y una pantomima más de las que este partido acostumbra a celebrar cada tres años, como marcan sus estatutos, o cuando les da la gana. No se oyen voces discordantes porque, según ellos, les va como la seda y no cambian lo que les funciona. Son una “Grande Famiglia”.

Se aplauden los unos a los otros aunque se digan barbaridades como que su partido es un “partido social” o aunque homenajeen, alaben y aplaudan a personajes que han pertenecido a esa “famiglia” hasta hace dos días, que han sido imputados o condenados por delitos de corrupción.

Dicen que son demócratas, ¿de verdad creéis que los son?

Lo de “un militante un voto” se reclama de puertas para afuera y con la boca pequeña, la democracia participativa es una utopía para la derecha rancia que tenemos en España. Sus candidatos se nombran a dedo y sus cargos los elije el propio candidato: Fraga a Aznar y Aznar a Rajoy… Rajoy a…

Su lucha contra la corrupción no existe. Aquella frase de Rajoy: “La corrupción en el PP es ya historia”, produce risa cuando cada día vemos nuevos casos de corrupción en este partido, incluso en su organigrama actual hay cargos que están investigados por casos de corrupción, pero eso a ellos les da igual mientras tengan los votos suficientes para seguir en el gobierno y poder hacer y deshacer todo lo que les de la gana.

Al parecer hubo dos cuestiones que fueron motivos de “debate”.

En su logo figura una gaviota y ahora se han dado cuenta que ésta es un ave carroñera y la quieren cambiar por otra. En realidad la llamen como la llamen no dejará de ser “un pájaro”.

Y el otro punto fue eliminar la palabra “militante” a sus afiliados, por aquello de que “militante” huele a izquierda, no estaría mal que les llamasen “famiglia” porque hacen honor a lo que son, es más, yo eliminaría también la palabra candidato por la de “Padrino” porque aquí se hace lo que “El Padrino” diga y si hay que votar SÍ a ver quien es el guapo o la guapa que le contradice.

Lo triste de todo esto es que, siendo el único partido imputado por corrupción en la historia reciente de España, sigan en el poder. Algo pasa en esta democracia para que esto ocurra. Por supuesto los responsables directos son aquellos y aquellas que les votan permitiéndoles seguir gobernándonos, empobreciéndonos y robándonos.

¡¡Qué viva el vino y la Grande Famiglia!!