Una jornada para las dinastías y la poesía del flamenco

Pie de foto: Javier Fergo/ Teatro Villamarta

La segunda jornada del XXI Festival de Jerez demostró el poder de la acústica y la poesía unida al flamenco. En primer lugar, el Palacio de Villavicencio acogió el concierto de Manuel Moneo Carrasco y Maloko, en un espectáculo en el que no hubo amplificación acústica. Los dos artistas estuvieron acompañados por la guitarra de Fernando de la Morena Hijo. Manuel Moneo derrochó el cante intenso de su dinastía familiar al igual que hizo Maloko, emparentado con Los Sordera.

Manuel Moneo Carrasco XXI Festival de Jerez from Festival de Jerez Televisión on Vimeo.

Video: Boasorte.es

El joven cantante derrochó ilusión y ganas ante un público que supo apreciar el talento de los dos artistas. Manuel Moneo interpretó palos como tientos-tangos, soleá, seguiriyas y fandangos entre otros.

Maloko XXI Festival de Jerez from Festival de Jerez Televisión on Vimeo.

Video: Boasorte.es

Ya a la medianoche, Mayte Martín presentó su espectáculo ‘Al flamenco por testigo’, una propuesta que forma parte del ciclo Flamencos y Poetas. La artista a través de su dulce voz y los versos de las canciones, enamoraron al público asistente que disfrutó de las guitarras de Salvador Gutiérrez y Pau Figueras además de la percusión de Chico Vargas.

Durante el concierto la artista ofreció un recital de cantes antiguos a los que añadió su forma particular de entender el flamenco, ofreciendo una sensibilidad única y especial que caracterizan a la cantante.

Mayte Martín XXI Festival de Jerez from Festival de Jerez Televisión on Vimeo.

Video: Boasorte.es