La Policía Nacional desmantela en Sanlúcar de Barrameda dos plantaciones de marihuana

La plantación contaban con todos los elementos de ventilación, riego y climatización necesarios para favorecer el rápido crecimiento de las plantas y obtener hasta cuatro cosechas anuales

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado en Sanlúcar de Barrameda dos plantaciones de marihuana instaladas en dos viviendas ubicadas en un chalet. En el registro practicado se han intervenido 145 plantas de cannabis sativa, dispuestas para su cultivo “indoor”, con todo tipo de maquinaria para favorecer el rápido crecimiento de las plantas. La investigación ha finalizado con la detención de dos personas de 70 y 37 años de edad, vecinos de esta localidad gaditana.

La investigación se inició a raíz de las informaciones obtenidas por los agentes sobre un chalet que estaba siendo utilizado para el cultivo de marihuana, pudiéndose comprobar in situ el fuerte olor característico de esta planta en las inmediaciones del inmueble.

De este modo se procedió al registro de la casa de tres plantas, la cual estaba dividida en dos viviendas independientes ocupadas por los detenidos, que eran padre e hijo, localizándose en la habitación originalmente destinada a salón de la vivienda la primera de las plantaciones, con un total de 175 macetas las cuales habían sido  recientemente plantadas. La segunda plantación se encontraba en el ático del inmueble, donde se localizaron otras 145 plantas listas para su recolección.

Ambas plantaciones disponían de todos los elementos necesarios para el óptimo crecimiento de las plantas en interior, aire acondicionado, lámparas halógenas, riego por goteo, fertilizantes, aditivos específicos, filtros y aislamientos térmicos, siendo la energía necesaria para el funcionamiento de estos sistemas proveniente de un enganche ilegal que fue deshabilitado por operarios de la empresa eléctrica durante la operación. Junto a las plantas y los útiles de cultivo, se intervino documentación que detallaba el proceso semana a semana para obtener plantas maduras y listas para su recolección con una periodicidad de 10 semanas, determinándose a partir de esta documentación que al menos se había cosechado una plantación con anterioridad en el inmueble.

Los detenidos al no tener antecedentes y una vez requisados todos los elementos necesarios para continuar con la actividad ilícita fueron puestos en libertad con cargos una vez fueron oídos en declaración en dependencias policiales.


banner RESTAURANTE