Un programa pionero en España enseñará el buen uso de las tecnologías a los menores

Fundación Iberdrola y Proyecto Hombre impulsan en la provincia de Cádiz el "Programa para la educación de familias y adolescentes de un uso responsable de las TIC", que se impartirá en diferentes centros educativos de la zona
Ramón Castresana (Fund. Iberdrola), Mamen Sánchez y Luis Bononato (Proyecto Hombre) en el Ayuntamiento de Jerez. Foto: MJ Romero

Proyecto Hombre y Fundación Iberdrola han firmado hoy un convenio de colaboración en el Ayuntamiento de Jerez para llevar a los distintos centros educativos de la provincia de Cádiz un proyecto que alerta sobre la adicción de los menores a las nuevas tecnologías y a las redes sociales.

Alrededor de 2.200 personas se podrían beneficiar de este “Programa para la educación de familias y adolescentes de un uso responsable de las TIC”, a través de los 78 talleres que se realizarán en Cádiz a partir del 1 de abril y que llegará a escolares desde quinto de primaria a bachillerato, pero también a los padres y madres que estén interesados en ellos.

Según la Encuesta sobre Uso de Drogas en Enseñanzas Secundarias en España (ESTUDES) del Ministerio de Sanidad, en 2016 el 21% de los estudiantes de entre 14 y 18 años hacían un uso compulsivo de Internet, un 4,6% más que en 2014. Además, un 70% de los menores de 12 años ya tienen un teléfono móvil propio.

Por eso, ambos organismos han aunado esfuerzos para ofrecer a las personas mecanismos para detectar este tipo de adicciones a las tecnologías y enseñarles a realizar un buen uso de los diferentes aparatos electrónicos. El fracaso escolar y el aislamiento social son dos de los indicativos que pueden ayudar a detectar esta adicción.

Ramón Castresana, director del Comité de Fundaciones de Iberdrola, ha defendido la puesta en marcha de este proyecto pionero en España, que desde su fundación van a financiar para “ayudar a los jóvenes con el uso de estas tecnologías”. “Con la Fundación y sus proyectos, devolvemos a la sociedad parte de lo que recibimos de ella”, ha apuntado Castresana.

El presidente de Proyecto Hombre en España y en Cádiz, Luis Bononato, ha apuntado que es “evidente” la preocupación que existe en torno a esta nueva adicción entre los menores, y que con la ayuda de la Fundación Iberdrola, darán “un salto cualitativo y cuantitativo” para que los talleres lleguen a más jóvenes.

La alcaldesa de Jerez, Mamen Sánchez, presente en la firma del convenio ha agradecido a ambos presidentes esta unión entre lo público y lo privado, que sirve para “crecer sumando”. “Gracias porque tenemos que hacer una labor de concienciación muy importante con los pequeños”, ha valorado la alcaldesa.

El proyecto cuenta con una inversión de 30.000 euros y una duración de un año, aunque Castresana ha asegurado que espera sea un programa “sin fecha de término”.