Butaca y ButacónCríticasProgramas

‘Gigantes’: Larga vida a los Guerrero

0

Valoración: 5 Butacas sobre 5

Único, visceral y directo al alma humana. El universo de Enrique Urbizu bebe a diario de lo que acontece en una sociedad destinada al fracaso, en la que la salvación del ser humano queda en un segundo plano para mostrar siempre la redención. Gigantes se ha convertido de nuevo en un éxito para Movistar +, y su temporada final ha refrendado la obra de arte que comenzó a pintarse con la sangre de los Guerrero.

Los tres hermanos han regresado con una última temporada en la que todas las cartas de la baraja quedaron encima de la mesa al descubierto, o eso pensábamos. Daniel Grao, Isak Férriz y Carlos Librado ‘Nene’ retoman el punto final de una primera tanda de episodios que dejó al público con hambre y sed para continuar disfrutando de una historia tan ficticia como real. Y es que si algo tiene el universo Urbizu es que la sociedad de hoy en día supera a la ficción del cineasta, en la que la corrupción, la violencia, y la falta de valores con el prójimo están a la orden del día.

Gigantes es sin duda el mayor ejemplo de Movistar + en cuanto a ficción televisiva. La serie no se ha andado con miramientos en ninguno de sus capítulos, otorgando a cada personaje su propia personalidad e incluso convirtiendo algunas de sus escenas memorables en una oda al amor por el cine.

Los tres hermanos regresan más viscerales que nunca, pero si hay una partida importante en esta temporada final, son sin dudas las reinas de los Guerrero. Las mujeres aquí dan un golpe encima de la mesa, demostrando que después de haber estado a la sombra de las normas de los hombres, ellas tienen mucho que decir y vaya si lo hacen. Yolanda Torosio y Elisabet Gelabert sacan sus uñas y dientes para defender su legado, lo más sagrado que hay para una madre: sus retoños. En este caso, es sin duda Sofía Oria la gran protagonista de los benjamines, dando un paso hacia delante dejándonos grandes momentos en los capítulos, demostrando que podría convertirse en la reina absoluta de los Guerrero. La joven actriz está inmensa, demostrando que tiene hambre de más proyectos. Las mujeres son sin duda las grandes protagonistas de una temporada final que dejará más que satisfecho al espectador.

Y es que en Gigantes se junta el hambre con las ganas de comer, ya que la violencia es justificada en una familia en la que se dejó de llorar cuando tan solo eran unos críos. Los Guerrero son versos cargados de ritmo, musicalidad y alegoría a una lucha que pone su punto final con un verdadero espectáculo digno de Enrique Urbizu. Larga vida a los Guerrero.

 

Te gustará también

Comments

Comments are closed.