Unos Presupuestos Generales del Estado para impulsar España

Pie de foto: Imagen de la bancada popular en el Congreso de los Diputados. Foto: PP

El pasado viernes el Consejo de Ministros aprobó su proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2017 y Rajoy, incombustible en su tarea de llegar a acuerdos y cumplir su palabra de lograr una legislatura larga y fructífera, anunciaba también que tiene prácticamente atados los 176 votos a favor que necesita para aprobarlos el martes en el Congreso de los Diputados.

Estos presupuestos, fruto de un duro proceso de negociación, cesiones y concesiones, y sustentados por los positivos datos en el plano macroeconómico, apuntan a ser uno de los más prometedores de los últimos años y de los más sociales de nuestra democracia. Prueba de ello es que 70 euros de cada 100 irán destinados a políticas sociales.

La parte de la oposición que se ha enrocado en el no incluso antes de saber si quiera el contenido de los presupuestos, tendrá una tarea difícil para construir un discurso que justifique su negativa ciega a unos presupuestos que, no sólo no contienen recortes, sino que se incrementan algunas partidas pese a que no sube el techo de gasto. Y sin meter la mano en el bolsillo de los españoles.

Pese a que, sobre el papel, estos presupuestos mantienen que la economía crecerá un 2,5%, menor al 3,1% del año pasado, el empleo y la recaudación de impuestos se disparan en sus estimaciones a niveles récord en su serie histórica (más de 200.000 millones de euros). El cuadro macroeconómico de las cuentas recoge que en 2017 se crearán 506.000 nuevos empleos y el paro bajará al 16,6%, lo que significa que la cifra bajará de los 4 millones por primera vez desde la crisis. Y, en palabras del ministro de Economía, Luis de Guindos, todos estos datos son conservadores. Sin embargo, esta no es la única novedad que recogen los Presupuestos.

Se va a lanzar la mayor oferta de empleo público de la historia de la democracia, más de 250.000 interinos pasarán a ser fijos. Y el sueldo de los funcionarios subirá un 1% que, junto a la subida del año pasado, supondrá una recuperación de poder adquisitivo tras el recorte del 5% del último gobierno socialista.

El Gobierno ha incluido un alza de los recursos para Justicia del 7,6%; del 4,1% para recursos en I+D; del 1,7% para los programas de refuerzo escolar y las becas; del 5,5% para las políticas activas de empleo y cheque formación para parados de larga duración; 100 millones de euros adicionales para Dependencia y otros 100 millones adicionales para la lucha contra el fraude fiscal; y 342 millones para la protección de la familia y lucha contra la pobreza infantil.

Además de una bajada del IVA de los espectáculos en directo del 21% al 10%; complemento salarial para menores de 30 años; ampliación de la tarifa plana para autónomos, es decir, los autónomos que comiencen una aventura empresarial pagarán tan solo 50 euros a la Seguridad Social durante un año, y un mes de permiso de paternidad.

En resumen, unas cuentas que mejoran la financiación de las comunidades autónomas, la dependencia y la lucha contra el fraude. Que aumenta los recursos en investigación, educación y justicia. Que apuesta por las familias, los autónomos y los jóvenes y favorece la creación de empleo. Unos presupuestos realistas y ajustados a las necesidades económicas y sociales actuales de nuestro país. Y el resultado del esfuerzo por hacer llegar, pese a la limitación de los recursos, la recuperación económica a cada vez más españoles.

Comentarios en Facebook